Comunidades organizadas de Chalatenango participaron en el conversatorio denominado Problemáticas de los Sistemas de Agua ante la Ley de Recursos Hídricos, en donde se discutió sobre la amenaza que representa la nueva normativa del recurso hídrico y el grave problema de contaminación que generan las minas transfronterizas para los afluentes de agua.

El foro contó con la participación de liderazgos de Nueva Trinidad, Arcatao, Los Ranchos, Las Flores, Guarjila, Las Vueltas, Las Minas y San Isidro, comunidades donde existe un sistema de agua potable gracias a la gestión que los mismos ciudadanos organizados han realizado, tanto para la gestión de los proyectos, así como para la administración y funcionamiento.

Los liderazgos expresaron su preocupación ante la llegada de la nueva normativa, la cual establece un tarifario que serán cobrados a las Juntas de Agua rurales, lo que encarecería el costo del bien hídrico; y ante la apasividad del gobierno central frente a la contaminación transfronteriza que genera la mina Cerro Blanco ubicada en Asunción Mita, Guatemala.

La nueva normativa del agua entró en vigencia pese a los custionamientos y duras críticas que recibió por ser una ley que pone a competir de manera desleal a los sistemas de agua rural con las grandes empresas.

Hasta el momento las administradoras rurales de agua carecen de información sobre cómo el gobierno realizará la aplicación del cobro al sistema rural que ha sido gestionado, desarrollado y sostenido gracias a la gestión y organización comunitaria.

Comunidades rurales realizan foro para aborda  problemática del agua en la zona rural

Deja un comentario

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¿Por qué no comienzas el debate?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.